Hablemos de PROGRESIVOS

Hablemos de progresivos con Óptica Cíes

Hoy intentaremos aclarar varias ideas sobre progresivos, la adaptación y su uso con comodidad.

Quizás es un artículo con mucha letra pero intento aclarar todas las posibles dudas con sencillez. Aún así, algo quedará en el tintero.

Consideraciones

Hay cuatro factores que determinan la comodidad a la hora de usar o adaptarnos al uso de lentes progresivas:
– Una graduación correcta.
– Unas empleo de lentes de calidad y del tipo correcto.
– Un correcto centrado de las lentes en la montura.
– Una montura adecuada a esas lentes progresivas.
Si alguno de estos 4 puntos no se cumple podremos llegar incluso a sentirnos cómodos con la gafa, pero nunca estaremos sacándole un pleno rendimiento. Que se cumplan en mayor o menor medida harán que la experiencia de uso de los progresivos varíe hasta el punto de llegar a la imposibilidad de usarlos.

Progresivos en Óptica Cíes

Consejos, advertencias y aclaraciones.

  • El que se haga un progresivo, que se lo haga para ponerlo de continuo. Ponerlo a ratos, o solo para cerca, o media hora si y media hora no; impide sacarle rendimiento a la gafa progresiva, a la vez que dificulta la adaptación a los progresivos.
  • Para hacer unos progresivos sin intención de no ponerlos de continuo, es mejor no hacerlos. Se ahorra dinero y quebraderos de cabeza.
  • Siempre que haga unos progresivos puede haber un periodo de adaptación aunque ya sea usuario de progresivos.
  • Existen progresivos y lentes especiales para diversas ocupaciones. Por ejemplo, para conducción o trabajo en ordenadores.
  • Hay graduaciones más agradecidas al uso de progresivos que a otras. Un miope de dos dioptrías con una presbicia ya  establecida no agradecerá el progresivo tanto como un miope de 4 dioptrías.
  • Es frecuente en jóvenes présbitas, que la presbicia pueda ser tolerada corrigiendo una hipermetropía que hasta la fecha estaba latente. Es normal que aparezcan ligeras hipermetropías hasta la fecha ocultas, a la vez que nos acercamos a la presbicia.
  • Es frecuente quejarse de ver mal de cerca pensando que subió la presbicia y realmente lo que ha subido es la graduación de lejos en hipermetropía.
  • Si con una presbicia instaurada disminuye la necesidad del uso de la graduación de cerca, ¡ojo! puede ser síntoma de alteraciones en el cristalino. Habrá que visitar también a un oftalmólogo.
  • Que a un conocido le haya ido mal con unos progresivos, no quiere decir que uds. le vaya a ir mal. Puede ser que el montaje falle en alguno de los puntos anteriormente citados, que el conocido tenga otras necesidades visuales, complicaciones visuales o que no haga un uso constante del progresivo. Como se suele decir: cada persona es un mundo.
  • Que le ofrezcan un progresivo de “alta gama” no quiere decir necesariamente que se trate de un progresivo de lo mejor. Puede ser de alta gama, pero con un diseño antiguo y desfasado, superado ampliamente por diseños más modernos. Imagínese un coche de alta gama pero de hace 15 años… si, alta gama, pero desfasado para lo que hay hoy en día.
  • La posición de la montura es importante a la hora de usar unos progresivos. Contaré la anécdota del día que un cliente se sentó encima de su gafa y partió la montura. La repusimos por un modelo igual pero en otro color. El señor me preguntaba si no le habría puesto las lentes de otra persona, que veía raro, veía bien… pero raro. Yo le decía que no, que sus lentes solo encajaban en esa montura y que además no tenía otra gafa a mano con la que confundirme de lentes. El señor, a regañadientes la llevó y a los dos días se pasó a decirme que bien, que si, que eran sus lentes. El problema era que la montura original la tenía tremendamente descentrada y se había habituado a eso; ahora tocaba readaptarse a lo que ya antes usaba. Incluso llevando lo que llevaba años usando, tuvo que adaptarse. ¡Cuánto más, cuando hay algún cambio de montura o de graduación!
  • En ocasiones, se pueden aconsejar bifocales como alternativa a los progresivos, siendo tanto o más válidos que los progresivos. Existen alternativas para personas con poca movilidad o problemas posturales, necesidad de campos periféricos más amplios que no quieran irse a un progresivo de altas prestaciones, personas que necesiten campos visuales de cerca amplios y delimitados, sin necesidad de distancia intermedia.
  • A medida que aumenta la graduación de cerca porque aumenta la presbicia, el cambio de lejos a cerca es más brusco. Tenemos que hacer un mayor salto de graduación en el mismo espacio, como si tuviésemos un escalón más alto.
  • A medida que con los años aumenta la graduación de cerca, el suelo se ve cada vez más nublado, porque el punto de enfoque en la parte de abajo cada vez está más cerca de nuestros ojos, alejándose de la distancia del suelo.

Ventajas de los progresivos.

  • Transición cómoda y suave entre lejos y cerca.
  • Permiten ver a todas las distancias: lejos, intermedio y cerca.
  • Más estéticas que un bifocal o que poner una gafa de cerca.
  • Evita la necesidad de sacar y poner continuamente la gafa para ver de lejos o de cerca según convenga. A parte de la comodidad de no tener que hacer esto, la gafa progresiva, al llevarla puesta continuamente en la cara, se estropea menos que una gafa de cerca de “quita y pon”, ya no digamos si hay la necesidad de una gafa de cerca y otra de lejos, que es un incordio manejar las dos gafas a la vez.
  • ¡Inmediatez! La gafa ya está puesta, sin necesidad de sacarla, ponerla y/o guardarla. Disponible al momento, en que quieras ver algo, ya sea lejos o cerca, solo tienes que buscar el punto por donde ver. Algo que con su uso continuado es tan rápido como enfocar cuando no tienes presbicia.
  • Si eres de los que usa la gafa de cerca en la punta de la nariz por comodidad pese a que no te gusta y que más o menos te ibas arreglando de lejos, puedes pasarte a progresivos y llevar la gafa “en su sitio”. Eso si, recomiendo llevarla continuamente; si no es así, es mejor seguir “con la gafa en la punta de la nariz”.

Desventajas de los progresivos

Normalmente estas desventajas van asociadas a un nuevo usuario y/o una nueva pareja de lentes, que si todo está bien, se solucionan con el uso.

Progresivo en Óptica Cíes

  • Hay que aprender a usar los progresivos, olvidándonos del reflejo de enfocar y creando el reflejo de mirar por el lugar adecuado de la lente.
  • Campos laterales más reducidos que en lentes monofocales o bifocales. Estos campos podrán ser mayores o menores según el tipo y diseño del progresivo.
  • “El suelo se ve nublado”…  y añado que por muy bueno que sea el progresivo, siempre nos obligará a bajar la cabeza, porque la graduación de cerca, que es la que estorba al mirar para abajo, no hay otro sitio donde meterla. La buena noticia es que con el uso, este inconveniente desaparece o se minimiza.
  • Hay que acostumbrarse de nuevo a estimar las distancias.
  • El precio. Son más caras que los monofocales o que los bifocales.
  • Desventajas posturales, respecto a una gafa solo de cerca. El progresivo nos obliga a estar erguido para ver bien de cerca por la parte de abajo, cosa que con una gafa solo para cerca, no ocurre. Los progresivos tampoco son lo ideal para leer tumbado de lado en cama o para ver la televisión recostado en el sofá.

Pese a estas desventajas, en la mayoría de los casos, recomiendo el uso de progresivos.

 

centrando progresivo en Óptica Cíes

Sobre Óptica Cíes y los progresivos

  • Trabajamos distintas marcas, las principales del mercado y casi* todas las calidades.
  • En Óptica Cíes tenemos garantía de adaptación en TODOS los progresivos durante tres meses. Tienes tres meses para usar los progresivos y si no te satisfacen, no te encuentras cómodo o no es lo que esperabas, te devolvemos el dinero. Luego, con ese dinero se podrá hacer una gafa, dos gafas, meterlo en el bolsillo o ir a otra calidad distinta, pero por lo de pronto el dinero estará en su bolsillo y no en un vale de compra ni nada por el estilo.
  • No le empaquetaremos un progresivo si ud. no lo necesita o no lo ve necesario.
  • No le ofreceremos lentes de Alta Gama con diseños desfasados.
  • Le aconsejaremos el progresivo que mejor le vaya a ud. por graduación, por prestaciones, por el uso que le va a dar y por sus necesidades visuales.

A fecha de publicación de este artículo, tenemos una oferta de un descuento del 50% en progresivos de marca. Llévate 2 y paga 1. 2×1

Logo Óptica Cíes

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Una absurda ley me obliga a informarle de que este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies